domingo, 17 de diciembre de 2017

COMUNICADO DE APOYO A LA RED PÚBLICA DE ORIENTACIÓN EDUCATIVA





Esta semana hemos tenido conocimiento de la enmienda parcial del Grupo Popular de la Asamblea de Madrid al proyecto de los presupuestos de la Comunidad de Madrid para 2018 mediante la que se pretende dotar progresivamente de financiación para el servicio de orientación a los centros educativos privados sostenidos con fondos públicos.


Desde la Plataforma ciudadana que impulsa la Iniciativa Legislativa de los Ayuntamientos (ILA) por una Escolarización Inclusiva lamentamos profundamente que se plantee esta enmienda, ya que lejos de contribuir a la equidad en el sistema educativo madrileño, redunda en la desigualdad y en la desatención del alumnado que más lo necesita.


Los análisis diagnósticos y los informes que llevamos haciendo públicos desde hace varios años reflejan claramente cómo es la red de centros públicos la que acoge una mayor diversidad de alumnado y la que presenta mayores necesidades de apoyo a la inclusión. Por supuesto que se necesita un incremento en las plantillas de los EOEP, y así lo proponemos en la ILA, siendo lo más lógico que este incremento de recursos se destine allá donde se encuentran las necesidades prioritarias. Externalizar financiación para el servicio de orientación en centros privados concertados va a suponer, por tanto, desviar unos recursos que se podrían destinar a reforzar los equipos multidisciplinares de la red pública de orientación educativa, que tiene mayores necesidades que atender. Recordemos, además, que la cantidad de población que está atendiendo cada profesional de la red pública, está muy por encima de las recomendaciones internacionales.


Asimismo, pensamos que el incremento de las plantillas en la red pública de orientación educativa y atención multidisciplinar es imprescindible para que los y las profesionales de este ámbito puedan contribuir eficazmente a construir una escuela más inclusiva aportando todo su esfuerzo y conocimiento, no solo en la realización de evaluaciones, sino también para la mejorar las culturas escolares, las políticas organizativas de los centros y las prácticas dentro de las aulas. Los y las profesionales de la orientación son clave en la transición hacia un modelo de educación inclusiva. Dicho esto, abogamos por que sean siempre los EOEP públicos los que determinen las necesidades educativas específicas de apoyo educativo y los recursos materiales y humanos para dar respuesta a las mismas.





Por último, si lo que realmente se pretende es caminar hacia un sistema educativo verdaderamente inclusivo, permítansenos las siguientes recomendaciones:



1.   Cumplir la Convención Sobre los Derechos de las Personas con Discapacidad (CDPD), que forma parte de nuestro ordenamiento jurídico desde 2008, y asumir la obligación que tiene la Comunidad de Madrid de desarrollar sus normas educativas adecuándolas a esta norma de rango superior.



2.   Frenar los procesos de segregación escolar que se producen en la Comunidad de Madrid en virtud del artículo 24 de la CDPD.



3.   Superar el paradigma de la integración, donde era el alumnado quien se tenía que adaptar al sistema, y adoptar decididamente el paradigma de la inclusión en el que se trata de diseñar desde el inicio un sistema accesible para todos tanto en lo concerniente a  entornos, como en los propios currículos.



4.   Abandonar el paradigma clínico de la atención a la diversidad y asumir el paradigma de los derechos humanos, asumiendo que todos los alumnos y alumnas pueden tener necesidades de apoyo y que hay que cubrir estas necesidades en su contexto natural: la escuela ordinaria.



5.   Plantear un gran pacto por la Educación Inclusiva, iniciando los trámites de la ILA por la Escolarización Inclusiva que ha sido respaldada por 42 ayuntamientos que representan a cinco millones de madrileños y madrileñas.



En conclusión, hacemos un llamamiento a todos los grupos políticos de la Asamblea de Madrid para que se opongan a esa enmienda y para que faciliten la tramitación la ILA de medidas prioritarias para la escolarización inclusiva, iniciando un debate que dé lugar al profundo cambio que necesita el sistema educativo madrileño.

No hay comentarios:

Publicar un comentario